Cuando una empresa realiza una compra de mercancía fuera de España y el producto no llega en buen estado o no se cumplen las condiciones pactadas previamente, lo más normal es realizar una devolución de la compra. Es posible que si la empresa ha adquirido esa mercancía en EEUU, por ejemplo, ya haya liquidado y pagado un IVA y los aranceles correspondientes por dicha compra, además de unos gastos de aduana. En este caso, ¿se tiene derecho a la devolución de esos gastos y aranceles? ¿Cómo se podría recuperar el IVA de la mercancía que ya se ha pagado?

Esta materia se encuentra regulada en el artículo 238 del Código Aduanero Comunitario, que en su primer apartado establece lo siguiente:

“Artículo 238

1. Se procederá a la devolución o a la condonación de los derechos de importación en la medida en que se pruebe que el importe contraído en concepto de tales derechos corresponda a mercancías incluidas en el régimen aduanero de que se trata y rechazadas por el importador por defectuosas o no conformes con las estipulaciones del contrato que haya dado lugar a la importación de estas mercancías, en el momento que se contempla en el artículo 67.

Con arreglo a lo dispuesto en el párrafo primero, se asimilarán a las mercancías defectuosas las mercancías dañadas antes del levante.

2. La devolución o la condonación de los derechos de importación se supeditará: a) a la condición de que las mercancías no hayan sido utilizadas, a menos que haya sido necesario un comienzo de utilización para comprobar sus defectos o su incompatibilidad con las cláusulas del contrato;

b) a la exportación de estas mercancías fuera del territorio aduanero de la Comunidad.

A petición del interesado, las autoridades aduaneras permitirán que la exportación de las mercancías se sustituya por su destrucción o bien por su inclusión, con miras a su reexportación, bajo el régimen de tránsito externo, bajo el régimen de depósito aduanero, en una zona franca o en un depósito franco.

Para recibir uno de estos destinos aduaneros, las mercancías se consideran como no comunitarias.”

La petición de reintegro de los derechos de importación debe efectuarse ante las autoridades aduaneras, en el plazo de 12 meses contados a partir de la fecha de comunicación de dichos derechos al deudor.

Si el ingreso del IVA se realizó a las autoridades aduaneras, también podrá solicitarse su devolución ante las mismas.

¡Haz clic para puntuar este contenido!
(Votos: 1 Promedio: 4)